Ciudad de México a 30 de Noviembre de 2021

El emprendimiento es una competencia que desarrolla la creatividad y la confianza en la persona, la finalidad de consolidar una cultura emprendedora es impulsar la innovación y generar las soluciones a los retos del siglo XXI. 

México tiene una larga tradición emprendedora, de acuerdo con el INEGI las MiPyMEs (pequeñas y medianas empresas) representan 99.8% de las unidades económicas y generan 67.9% del empleo en el país, sin embargo la mayor parte de ellas no son suficientemente competitivas, y muchos emprendimientos se encuentran en la informalidad, con las mujeres representando el mayor porcentaje en dicha situación.

La Educación STEM es una de las principales herramientas que existen para fomentar el emprendimiento, ya que las competencias que desarrolla este tipo de educación (pensamiento crítico, resolución de problemas, creatividad, comunicación, colaboración, alfabetización de datos, alfabetización digital y ciencias computacionales) facilita la creación de proyectos potencialmente innovadores y propicia aspiraciones y la elección de carreras STEM, posibilitando que existan más investigadoras e investigadores científicos, así como desarrollo de tecnología en el mediano y largo plazo, dando lugar a emprendimientos de alto valor agregado, innovadores, sociales, inclusivos y sostenibles con Base Científica-Tecnológica.

Los retos para el fomento del emprendimiento son muchos, se tiene que contar con agentes financiadores, organizaciones promotoras y políticas públicas que lo potencien. Desde una perspectiva de género, las dificultades aumentan. De acuerdo con el Reporte de Emprendimiento Femenino 2019 (GEM, 2019), las mujeres confían menos en su propia capacidad de emprendimiento: 45.5%, contra 55.1% de los hombres, y 48.2% de ellas perciben que los medios muestran un ambiente favorable para los nuevos negocios, contra 60.7% de los hombres.

Las mujeres emprendedoras tiene una muy alta presencia en el sector comercio y sumamente baja en el sector de Tecnologías de la Información, lo que demuestra que aún falta mucho que trabajar en el sistema educativo para que más mujeres se interesen y trabajen en emprendimientos de alto valor competitivo que regularmente están ligados a la innovación tecnológica. 

Bank of America, la Universidad Anáhuac y Movimiento STEM están comprometidos con el desarrollo de mentes emprendedoras, por ello trabaja en proyectos de enseñanza y difusión educativa STEM, donde las y los jóvenes pueden aprender las habilidades y competencias del futuro que les prepararán para crear proyectos creativos y socialmente responsables, donde se haga énfasis en el alcance del desarrollo sostenible y el cumplimiento de la Agenda 2030 de la Organización de las Naciones Unidas. 

Conoce más al respecto dando click en esta página. ​ 

Fuentes:

  1. https://bit.ly/3qrFX1h
  2. https://bit.ly/3EY66c8
  3.  Ibid
  4. https://bit.ly/2Yuufay